Reseña: Sal en la lengua, de Charlotte Runcie

¡Cuervos días!
Cierra los ojos. Por favor, ciérralos. ¿Lo oyes? ¿Oyes el mar? ¿Sientes la sal en los labios? Porque si no sufres estas alucinaciones y crees que estoy enloqueciendo... hay dos opciones.  Que sea verdad, o que necesites este libro en tu vida. Intentemos creer en la segunda, ¿Vale? Y lee la reseña para convencerte.

"La costa es un lugar donde chocan dos estados: tierra y mar. La costa es un lugar evocador. Las mareas suben y bajan, las orillas cambian de manera constante y se redibujan siguiendo ciclos. Como las mujeres. Como la vida.

Charlotte Runcie, poeta y escritora, pensó que el mar la había atraído siempre porque buscaba una conexión mística con la naturaleza, pero se dio cuenta de que esa seducción era en realidad afinidad con lo humano. A través de canciones, poemas e historias antiguas, Runcie recuerda en este bello ensayo a los marineros que se adentraron en el mar, pero sobre todo a las mujeres que lo vivieron desde sus costas y que forjaron con él otra relación vital.

Sal en la lengua es un paseo por la playa con Turner, con Shakespeare, con los narradores griegos y los cantantes de taberna. Una oda al medio que más nos inspira y atemoriza; a las aguas que esconden a la vez la muerte y los secretos de la vida. El mar ayuda a Runcie a comprender su maternidad y Runcie nos ayuda a todos a entender que las olas más indómitas pueden explicarnos qué significa ser humano."

Lo primero que descubres es la pasión visceral que Charlotte Runcie siente por el mar. Sólo así podría escribir una prosa tan bella, capaz de transportarnos a todos los parajes que nos describe: Desde las highlands escocesas a los rincones más ocultos de Gran Bretaña. Partiendo de sus experiencias personales nos irá envolviendo en un viaje que al igual que las mareas, es inevitable.

Y es que la autora acaba de descubrir que está embarazada, momento perfecto para embarcarse en un montón de sensaciones nuevas, tanto físicas como emocionales. Nos espera un viaje de autodescubrimiento, memorias y desvelos narrado con la mayor sensibilidad posible y un foco bien definido: El mar, y el papel que la mujer ha jugado en él durante toda la historia.

El mar es delicado y poderoso, da forma al planeta, crea el clima, de ahí salimos en el proceso de evolución y proporciona todo lo que el planeta necesita para albergar vida. Aunque vivamos a cientos de kilómetros del agua salada, la llevamos dentro. Eso es lo que yo he sentido siempre. La sensación de que daba igual cuánto me alejase del mar porque él seguiría llamándome igualmente.

Nuestra ruta mezcla relatos de la Odisea, los cuentos de Canterbury, Beowulf o Julio Verne entre muchos fragmentos de poemas. Conoceremos mejor las leyendas de Escila, Calipso y otras mujeres que a menudo siempre estaban malditas. Y por supuesto nos sumergiremos en la vida marinera para conocer qué son las salomas, la seda del mar o "biso", la navegación con sexantes... y parte de un folklore popular que no dejará a nadie indiferente.

La mayoría conocemos esa superstición según la cual trae mala suerte llevar mujeres a bordo de una embarcación. ¿Pero sabíais que llegaron a arrojar al mar a más de sesenta mujeres tratando de salvarse de un naufragio? Y por cierto, los muy ilusos naufragaron de todos modos. Muchos también creían que el mar devoraría sus aldeas intentando recuperar los cuerpos de aquellos que había ahogado, así que para paliar su ira enterraban las botas del difunto a la orilla. Y por poner otro ejemplo, como no podía ser menos, existen cuentos donde nos intentan relatar de manera maravillosa por qué existe esa salinidad en el mar. La autora los ha incluido en su narración.

Pero Charlotte Runcie adapta todo esto a su propia vida y nos abre su alma de una forma mucho mas íntima, describiendo su embarazo y los distintos descubrimientos que lo acompañan, su viaje con Sean, anécdotas de su abuela... logra que no sea un frío ensayo lleno de datos sino una auténtica travesía humanizando sus palabras.

Volvamos a la estructura, porque tampoco tiene desperdicio. Está dividido en ocho capítulos, cada cual con el nombre de una de las Pléyades y con contenidos adaptados a lo que representaba esa hermana en la cultura clásica. Desde luego no se puede pasar por alto el estudio que hay detrás de ésta obra, su documentación. Son tantos los detalles que conglomera... tantos como granos de arena en una playa, como sal en el mar. El amor de la autora por el entorno y las paradisiacas islas escocesas hace que sea irremediable viajar con ella.

Y al final pues... sientes una necesidad insoportable de buscar el mar, ¡Menos mal que no lo leí en pleno confinamiento!


"Sal en la lengua" es... es eso, sentir la sal desde la primera página. Una mezcla perfecta entre anécdotas biográficas, mitología y fragmentos poéticos que guardan un eslabón común: El mar.






18 comentarios:

  1. Hola! No conocía el libro pero no es un estilo de lectura que suela atraerme y aunque no tiene mala pinta voy a dejarlo pasar. Gracias por tu reseña.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  2. Hola!
    Muy buena reseña. Por cierto, me encanta tu blog.
    Saludos desde
    https://mariainwonderlandbook.blogspot.com/
    https://mariainmagazine.blogspot.com/
    PD: te invito a visitar mis blogs...a comentar y a seguirnos.

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola! Se nota que es un libro del que has disfrutado mucho, pero a mí la verdad es que no me termina de llamar, no es mi estilo, así que en esta ocasión lo dejo pasar.

    ¡Nos leemos!

    ResponderEliminar
  4. Mira que no me suelen gustar los libros de poemas, relatos y cosas varias... Pero es que me encanta el mar... y me has ganado. Voy a mirarlo.
    un besazo

    ResponderEliminar
  5. Los que vivimos cerca del mar nos sentimos raros cuando estamos en un sitio donde no hay costa. Es difícil de explicar y de entender si no lo vives. Creo que la autora ha podido captar eso en el libro y haciendo caso además de tu recomendación, me lo llevo sin dudarlo. Era lo primero que quería ver en cuanto pudiera salir. Menos mal que lo has descubierto ahora que puedes ir.
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Qué novela más especial traes, desde luego me llevo tu recomendación a ver si también me trasmite esas ganas de mar que no es lo mismo que ganas de sol y playa.
    Un beso

    ResponderEliminar
  7. No conocía la existencia de este libro pero me has creado mucha curiosidad con tu reseña, besos.

    ResponderEliminar
  8. ¡Hola! Me la llevo apuntada, a mí me encanta el mar y por lo que has contado voy a disfrutar mucho de la novela. Gracias por la presentación, no la conocía y con tu reseña me han entrado muchas ganas de leerla. ¡Un beso!

    ResponderEliminar
  9. Hola !! Estos libros son.por lo general preciosos y nos lleva a salir del lugar de confort y escarbar un poquito mas para que aflore el alma.Gracias.Saludosbuhos y seguro probaré.

    ResponderEliminar
  10. Me lo llevo. Me has tentado muchísimo, y aunque ahora mismo me da un poco de pereza el ensayo porque tengo la cabeza "turbia" lo tengo en cuenta para otro momento y circunstancia.

    Besos.

    ResponderEliminar

  11. Hola.
    Este libro lo voy a dejar pasar, no me llama mucho y ademas no es un genero que suela leer. Gracias por la reseña.
    Nos leemos.

    ResponderEliminar