EspasaesPoesia

Reseña: No te acabes nunca, de María Leach

martes, mayo 09, 2017

¡Cuervos días!
El libro que os traigo hoy... de verdad, decir que me ha parecido precioso se queda muy corto. Lo tiene todo. Tiene historia, tiene poesía, tiene vida, tiene alma... y va sobre la muerte, la soledad, la pérdida, el vacío. Pero es que además trae unas ilustraciones que te darán ganas de ampliar y pegar en alguna pared de tu casa. Y sí, esto es sólo la carta de presentación.

"La muerte a destiempo, cuando no puede inscribirse dentro de ninguna ley que la explique y cambia radicalmente el rumbo de las cosas. La cruel desaparición de alguien cercano y el inicio de un proceso tan largo como sombrío en el que la superación parece un término imposible. Pese a todo, los años nos enseñan que, hasta en el peor de los escenarios, la vida no deja más remedio que seguir adelante.

Este es el punto de partida de No te acabes nunca. Los poemas empezaron a gestarse en el blog de poesía de María Leach y tomaron forma en manos de Paula Bonet, cuyas ilustraciones aparecen en el libro. Un honesto diálogo entre la vida real y el arte."

Uno de los momentos más difíciles de nuestra vida es experimentar el duelo, la ausencia de un ser querido y ese proceso que le sigue en el que tanto nos cuesta reencontrarnos con quien éramos. Cada cual lo lleva de una manera, elige un camino, se evade con aquello que le permite sanar... y en el caso de María Leach, era la poesía.  Nunca es fácil despedirse de alguien y a ella la tocó afrontar la muerte de su marido. Por eso, "No te acabes nunca" es mucho más que poemas y mucho más que historias, es un pedacito de ella, es todos esos momentos en los que necesitó volver a reconstruirse para seguir caminando. En algún momento del libro dice incluso que entraba al despacho de su marido y sustituía objetos por textos, imagino que estableciendo así un proceso con el cual afrontar el futuro. Cada línea, cada palabra, parecen sacadas directamente de su corazón e impresas en estas páginas.

El poema más triste
ya está escrito.
Empieza después de ti
y nunca se acaba.

No imaginaba ni de lejos cuánto me iba a gustar este poemario. Porque a veces necesitas leer por ti misma una obra para darte cuenta de cuánto te transmite y lo viva que está. Y es fascinante que palabras que no son tuyas, que pronuncia alguien que ni siquiera te conoce, logren decirte tanto y hablar tan bien de sentimientos que también son los tuyos. En serio, sólo me salen halagos. Siempre me gusta decir que los libros de poesía hay que leerlos a sorbitos, disfrutando cada día de unas pocas páginas. Con María hasta eso me resultó difícil, sentía que estaba siendo parte de una historia y cada vez que intentaba pararme me prometía que "Sólo una página más".

María Leach comenzó escribiendo poesía en su blog, pero acabaría conociendo a la artista Paula Bonet (Culpable de la preciosa portada de este poemario y de las ilustraciones que contiene) y juntas colaborarían en dos exitosas exposiciones donde las imágenes de Paula estaban inspiradas e incorporaban textos de María. Así es como sus preciosos versos empezaron a recorrer mundo.

Hay una parte de mí que ni existe ni está, pero la noto.
Es piel seca, sangre negra, huesos rotos.
Se ha ido contigo.

Tengo la creencia de que a veces las creaciones más hermosas nacen en nuestros peores momentos, y esto se aplica a toda clase de artistas. Con María Leach he vuelto a descubrir que es cierto, que hay belleza en la oscuridad y que sus poemas son de los más conmovedores que he llegado a leer. Me he encontrado a mí misma sabiendo apreciar cosas insignificantes que de pronto parecen cobrar un valor distinto, especial, poético. De hecho juraría que hasta la reseña me está quedando más intensa de lo habitual, aunque me alegro. Porque es precisamente eso lo que intento dejar claro, lo que he sentido desde la primera a la última página leyendo "No te acabes nunca": Muchísima intensidad.

Es un poemario en tapa blanda con solapas, ilustrado, sencillo de transportar para quienes disfruten llevando un libro a todas partes y tan bonito por fuera como por dentro. Un desgarrador mensaje de vida que como su título, nunca termina.
"Pese a todo, los años nos enseñan que, hasta en el peor de los escenarios, la vida no deja más remedio que seguir adelante".




También te puede interesar

14 plumas negras

  1. Todo en este libro de poemas me llama, los poemas son sencillos pero hermosos y que hayan ancido del luto me recuerdan a las tantas citas como "turn your sorrow into gold" o "take your broken heart and turn it into art", es verdad el resultado son las creaciones más bonitas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Has ido a mencionar dos de mis citas favoritas, mira por dónde jajaja. Pues no sé si eres de poesía, pero me da que éste te encantará.

      Un saludo

      Eliminar
  2. ¡Hola! Todo lo que cuentas de este libro se ve interesante y llama mucho la atención, pero no suelo leer libros de poesías, así que de momento lo paso. Pero no lo descarto en un futuro tal vez algun dia me termine de animar con la poesía. Gracias por la recomendación.

    Saludos ♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No es un mal libro para iniciarse, ya te digo, a mi me entraban ganas de seguir leyendo como si hubiera un hilo conductor entre los poemas, como si fueran una narración... así que desde luego que te lo recomendaría :)

      Eliminar
  3. Precioso este poemario que nos traes hoy. Curradísima la edición! Para disfrutarla con todos los sentidos.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola, Meg!
    La portada es espectacular y ya muero de ganas por ver su interior. Me parece excelente que aparte de los poemas, haya ilustraciones. Yo también creo que muchas veces la creatividad y muchas genialidades salen de malos momentos.
    Espero leerlo en un futuro.
    Un abrazo ^^

    ResponderEliminar
  5. Hola! Parece muy bonito pero la poesía no es lo mío. Gracias por la reseña.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues a por otra cosa jajaja. ¡Gracias por comentar!

      Eliminar
  6. Hoooola Meg!!!!

    Yo sinceramente, a parte de Machado, nunca he leído nada de poesía. De hecho es uno de los géneros con los que creo que me daría más de un dolor de cabeza al escribir la reseña, básicamente porqué de poesía no tengo ni idea y también depende mucho del momento en el que te pille. Eso sí, las ilustraciones son una preciosidad (por lo menos la que puedo ver, la de la portada).

    El duelo es una mierda pinchada en un palo. No se lo deseo a nadie porqué es como romperse por dentro, como si tu corazón fuese a partirse literalmente en dos. Y después sales y ves que el mundo no ha parado y que la gente hace su vida normal pese a que a ti te hayan arrancado de cuajo parte de la tuya. Así que comprendo perfectamente lo que sentía la autora porqué piensas que nunca te vas a recuperar de ese golpe. Y es cierto, las citas que has puesto, parece como si te hablase directamente o como si esa misma fuese una. Supongo que para sentir este poemario hay que haber vivido una situación parecida (seguramente si lo pillo yo, me pondría a llorar como una magdalena). Y como tú dices, en la oscuridad siempre se encuentra belleza.

    Un besote enooorme!!! ♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es romperse por dentro, sí. Pero supongo que tiene su "belleza" si piensas que a través de ese infierno logras canalizar sentimientos como estos, con los que tantísima gente conecta y se ve identificada. Todos hemos pasado por algo así, de un modo u otro, pero contado con tanta naturalidad y crudeza es cuando realmente te das cuenta de que no estás sola, que es algo que les pasa a los demás aunque para ellos, como bien dices, el mundo siga adelante.

      Un abrazo guapa

      Eliminar
  7. Hola! lo cierto es que no tengo costumbre de leer poemas, aunque tengo que decir que la edición me parece muy bonita y si va ilustrada gana puntos, además las citas que compartes me parecen muy bonitas.
    Besos :)

    ResponderEliminar
  8. ¡Hola! Ay pues no leo poemas la verdad, pero no me llaman mucho ni nada, me quedo con mis novelas de fantasías que últimamente tengo más de lo que debería. ¡Besos!

    ResponderEliminar
  9. No me imaginaba que detrás de esta preciosa portada de Bonet (me encanta todo lo que hace) hubiera algo así...qué bonito y qué duro. Y sí, te ha quedado una reseña intensa, pero preciosa y muy emocionante!! Ya lo hablamos el otro día, y sabes que no leo mucha poesía pero es que ante las sensaciones que te han provocado y lo que te ha gustado no hay quien se resista a querer leerlo. Lo leeré.

    Besitos

    ResponderEliminar

Participo en...


¡Vótanos!

Top blogs de Libros
Dame tu voto en HispaBloggers!